Era más fácil…

Era más fácil…

Era más fácil cuando era soltera y ganaba mi propio dinero. Todo era para mi, trabajaba en algo que amaba, me sentía útil y productiva y sólo tenía que preocuparme por mi.

Era más fácil cuando recién nos casamos. Sólo éramos el y yo, nuestras preocupaciones eran aprender a vivir juntos. Planeábamos viajes sin pensar en nadie mas que nosotros dos. Salíamos a la hora que quisiéramos, nos levantábamos sin horario, hacíamos todo juntos.

Era más fácil cuando era mi primer embarazo. Podía dedicarle el tiempo a este bebé en mi panza. Tenía tiempo de ir al yoga, meditar con mi bebé, cantarle canciones, descansar y prepararme para su llegada.

Era más fácil cuando solo éramos tres. Ya teníamos la rutina perfecta. Mi hija se dormía y teníamos tiempo de pareja. Ya habíamos pasado la etapa de desvelos y cansancio por las madrugadas y lo teníamos más dominado.

Realmente, ¿era más fácil? Yo creo que no. Definitivamente en ese momento no era fácil porque no lo habíamos experimentado, no habíamos crecido en esa etapa, no dominábamos lo que ahora si.

Veámoslo como un videojuego. Entre más avanzas, lo que dejas atrás lo ves como algo fácil, pero no olvidemos que nos costó trabajo para avanzar, para llegar al siguiente nivel. Nos caímos, lloramos, nos desesperamos, no encontrábamos como avanzar, y en ese momento todo parecía difícil y a veces sin salida, pero lo hicimos. Y ahora, dando un paso mas todo se ve “más fácil”.

Quiero pensar que así será después. Voltearé hacia atrás y tal vez todo lo vea mas sencillo y voy a querer volver a estos momentos.

Cada etapa tiene lo suyo, y con todo esto vamos creciendo, llenándonos de más experiencias y aprendizajes que nos hacen voltear hacia atrás y decir: “no era más fácil, pero ese momento me dio herramientas para crecer, y lo disfruté.”

…you got this mom!

Visualizando la rutina

Visualizando la rutina

Estos días de incertidumbre y estar en nuestras casas puede llegar a ser difícil, y mucho más con hijos que no entienden bien la situación (jajaja creo que ni nosotros) y quieren volver a sus actividades regulares. Es por esto que hice junto con M una lista de su rutina estos días y la pegamos en un lugar de la casa donde la pudiera ver.

Existen muchas formas de hacer una tabla para visualizar la rutina. Puedes hacerlo con fotos, dibujos hechos por ti, etc. Yo hice una que me pareció simple, ordenada y sobre todo fácil de imprimir y pegar.

Quiero compartirles el template que incluye 11 tarjetas + niño y niña, para que lo hagas junto con tus hijos y les ayude a visualizar su día.

Yo lo imprimí en hojas blancas y pintamos cada tarjeta. Cortamos y pegamos sobre unas hojas celestes que tenía en mi casa. La idea es que lo hagas con el material que tienes en casa, sin complicarte. A un lado pegamos la niña (literal con cinta mágica) y M la va moviendo conforme cambiamos de actividad.

Si llegas a hacerlo, no olvides en mencionarme en Instagram para ver como quedó.

Ánimo, estos tiempos pasarán y extrañaremos estos días con nuestros hijos.

Horario-YGTM

…you got this mom!

¿Que llevar a la maternidad?

¿Que llevar a la maternidad?

Estamos a días de conocer a Fernanda, y con Mariana no tuve ni tiempo de hacer una maleta REAL y empacar lo necesario (me faltaron muchísimas cosas), asi que esta vez la hice con mas tiempo, revisando varias listas de otros blogs y gracias a varios tips que me dieron creo que ya está completamente lista.

Aquí les dejo la lista que yo hice y creo que son cosas necesarias e indispensables para esos días en el hospital. En lo personal, se me hizo mas práctico meter todo en una sola maleta (mis cosas, las de Fernanda y mi esposo) pero ya depende de ti como decidas hacerlo.

Para mamá

  • 2 pijamas cómodas y de botones (para poder dar lactancia sin problemas)
  • Ropa interior (siempre empaco de mas, no vaya a ser… 5 y los MAS cómodos que tengas)
  • 2 brassieres de lactancia para el día y 1 para la noche (son mas aguaditos)
  • 2-3 pares de calcetines
  • 1 cambio de ropa para la salida de la maternidad. (Busca algo cómodo, aguado y que sepas que te quedará… por ejemplo yo empaqué unos leggins y blusa de botones)
  • Toallas femeninas nocturnas (las mas grandes que encuentres jajajaja) o también puedes comprar pañales de adulto y no sentirte tan incómoda.
  • Bolsa de aseo personal (shampoo, cremas, cepillo de dientes, ligas, jabón de cara, cepillo de cabello, etc.)
  • Maquillaje (algo básico pero siempre necesaria para no verte tan demacrada 😅)
  • Pads absorbentes para lactancia
  • Lanolina para pezones
  • Faja o venda para post parto
  • Cremas post parto
  • 1 paquete de toallitas húmedas (en estos momentos querrás mas suavidad al limpiarte)

Para tu bebé

Tu bebé no necesitará ropa durante la maternidad porque usan la del hospital, así que lo que te enlisto aquí de ropita es para la salida a tu casa. Yo llevo de mas porque con Mariana me pasó que llevaba solo 1 mameluco y lo manchó todo de popó antes de salir y fue un caos… asi que mas vale prevenir jajaja.

  • 3 oansies interiores
  • 3 mamelucos
  • 2-3 pares de calcetines
  • 2-3 pares de guantes (estos si los pueden usar en el hospital)
  • 2-3 gorritos (estos también)
  • 2-3 repetidores
  • 1-2 cobija tipo muselina
  • Si estas en época de frío, una cobijita calientita no está de más
  • Aretitos de oro de punta picuda para perforación (si tienes niña)
  • 2-4 pañales por si acaso
  • Algodón

Para acompañante

  • Pijama
  • 1 cambio de ropa
  • 2-3 ropa interior
  • Bolsita de aseo personal (jabón, cepillo de dientes, etc.)
  • Calcetines

Extras

  • Aceites esenciales (lavanda para relajarte, menta y limón para olerlos directo en momento del parto)
  • Disfusor
  • Pelota de pilates
  • Playlist con música que te relaje y te guste
  • Snacks (te dará mucha hambre y necesitas energía. Llévate barritas, nueces, arándanos, y cositas que te gusten que te animen en ese momento)
  • Termo con agua, limonada, jamaica (para mantenerte hidratada)
  • Almohada de lactancia (Con M no llevaba y me la regalaron en la maternidad y me ayudó muchísimo a sentirme cómoda para darle pecho)
  • Capita de lactancia (esta no es necesaria, solo si no te sientes cómoda o hay mucha gente, nunca falla)
  • Tener instalado el carseat en el auto
  • Documentos necesarios e identificaciones oficiales
  • Cargadores de celular (para ti y tu acompañante)

…you got this mom!

Ser mamá millenial

Ser mamá millenial
Colaboración para: SUBROSA MAGAZINE

Lucir perfecta, tener una casa limpia y ordenada, preparar comida y siempre tenerla caliente para cuando llegue el esposo, es una idea que para muchas mamás hoy en día se vuelve irreal y muy lejana a lo que actualmente vivimos.

De acuerdo con el “Pew Research Center”, las personas nacidas de 1981 a 1996 pueden considerarse millennials, que actualmente rondan entre las edades de los 23 a los 38 años.

El cambio generacional existe desde siempre, las formas de hacer las cosas, la evolución y aprendizaje, pero como millennials nos tocó vivir el cambio drástico de lo tradicional a lo puramente tecnológico. Nos caracterizamos por estar en constante cambio, no conformarnos y siempre querer mas. Aprender sobre un tema está al alcance de un click y podemos llegar a muchos países y el mundo entero desde nuestra propia casa. ¿Qué diferente en comparación a nuestros papás, no?

Como te darás cuenta, el convertirte en mamá en esta generación es un arma de dos filos: puede ser un gran beneficio o la tortura para muchas.

Y es que hoy en día no tenemos que ser científicas para encontrar información que necesitamos, todo lo encontramos en las redes sociales, google, y blogs que te dan consejos y opciones diferentes de hacer las cosas. Pero, ¿qué pasa cuando sobrepasamos esta herramienta? Fácil, nos abrumamos y creemos que todo lo que estamos haciendo está mal y podríamos hacerlo mejor. Comenzamos a compararnos con los demás, tratando de igualar vidas, estatus, compras, etc. Que nos pueden llegar a hacer sentirnos infelices y con anhelos de querer tener algo “perfecto”, que realmente no existe.

Como mamás, pasamos por un millón de cambios hormonales.

Comenzando el embarazo nos llenamos de ilusión, vemos un millón de veces Pinterest y nos inspiramos en todo. Buscamos y queremos los mejores productos con los mejores “reviews”, porque claro, a los nuevos papás la mercadotecnia los acosa y quieren hacerte sentir que necesitas todos esos productos para sobrevivir y lograr una paternidad exitosa.

Después nace tu bebé, y como un balde de agua fría llega la realidad que muy pocos te cuentan: no todo es color de rosa, ni fotos bonitas.

Las desveladas cada día se vuelven peor, el cansancio te consume, si estás con tu pareja existen pleitos y discusiones de las que jamás te habías imaginado tener. Toda “realidad” que creíste ver en una foto de Instagram se disuelve y se vuelve totalmente lejano a lo que estas viviendo. ¿Qué es lo que pasa? Te puedes llegar a preguntar, y es que así como tenemos la tecnología al alcance de un dedo, todos podemos tener nuestras fotos perfectas, las palabras correctas, los videos de los mejores momentos, pero muy pocos te van a mostrar las desveladas, el llanto, los vómitos y cambios de pañales nocturnos que hacen de tus noches eternas.

Tenemos mucha información a nuestro alcance que puede ser contraproducente para nosotras. Tantas enfermedades que podemos googlear, tantas vidas que podemos ver, tantas historias que podemos leer, pero ninguna es como la tuya.

Como mencionaba anteriormente, estamos en constante cambio y el ser mamá es uno de los principales que pueden sacudir nuestro mundo, que transforman realidades, pensamientos y sobre todo: nuestros planes.

Algo que nos encanta como “millennials” es tener todo bajo control. Crear planes que nos motiven a crecer y crear nuevos proyectos. No digo que hacerlos esté mal, sin embargo, en la maternidad todo esto se vuelve frustrante cuando no se llevan a cabo como tu los imaginaste. Cuando tus aspiraciones cambian y tus prioridades también podemos llegar a sentirnos que hemos fracasado en algún ámbito de nuestra vida.

Como por ejemplo, puede ser que tu personalidad es mas a fin de quedarse en casa, cuidar a los hijos y acompañarlos 24/7 en sus actividades, que honestamente, es el trabajo más agotador y nadie te paga por hacerlo, pero es entregado con el mayor esfuerzo y amor que jamás creíste sentir. Haces a un lado muchas cosas, pero si ser madre te llena el corazón completamente, tu lugar está ahí.

Por otro lado, puede que tus deseos de seguir siendo una mujer emprendedora y de negocios continúe. Amas a tus hijos, pero también quieres ser ejemplo de trabajo, prosperidad y obviamente el beneficio económico nunca está de mas. Tu felicidad también depende de sentirte útil, de encontrar tu propias metas profesionales y llegar a donde tus sueños te lo permitan, tu lugar también esta ahí.

Así mismo, existen otro tipo de realidades, donde como mamá debes de trabajar por que lo necesita tu familia. No es tu mayor sueño, pero necesitas pagar cuentas, casa, y una vida para tus hijos. Sin embargo, el ser proveedora para tu familia y poderles dar lo que necesitan hace que te sientas feliz y completa, porque entregas tu sacrificio diariamente por verlos crecer, tu lugar también esta ahí.

Y asi, existen un millón de realidades que pasan por cada una de nosotras como mamás. Cada una completamente diferente, con altas y bajas. Ninguna digna de ser comparada con otra.

derek-thomson-FK247ivR83A-unsplashSer mamá en estos tiempos se ha vuelto totalmente diferente. Alguna vez escuché decir a una psicóloga, que nuestros papás no podrían ser padres de nuestros hijos, porque los tiempos cambian, las enseñanzas y metodologías también… así como nosotros no podríamos ser padres de nuestros nietos.

Todos tenemos nuestra esencia como generación, como comunidad, y como familia, lo importante es hacernos consientes de los momentos por los que estamos pasando, los cambios y las expectativas que tenemos y saber que todo puede irse transformando y adaptando a nuestra propia realidad.

Hagamos a un lado las comparaciones, usemos la información que obtenemos del internet con criterio y utilicemos tecnología para cambios positivos en nuestra vida.

Ser una mamá millennial tiene sus ventajas también. Podemos enriquecernos más, conocer y aplicar nuevas formas de educación para nuestros hijos. Observar y analizar las cosas que nosotros disfrutamos de pequeños, así como las que nos hubiera gustado cambiar y ponerlo en práctica con nuestra familia.

Creo que en estos tiempos somos mas consientes de lo que les entregamos, compramos, enseñamos y hacemos con ellos. Aprendamos a sacar el provecho a lo que nos ofrece nuestro alrededor hoy, por hacer mayores cambios y ser mejores papás para nuestros hijos, que sin duda, son lo que más nos llena de satisfacción.

…you got this mom!

Menú semanal

Menú semanal

¡Hola! Pues hoy les comparto esta plantilla que hice para organizar mucho mejor mi día y mi menú de la semana. Me inspiré completamente en mis amigas @madreneta y @nataliruizg para ponerme las pilas y ordenar mis desayunos, comidas y cenas y así no desperdiciar nada, utilizar todos los ingredientes de mi cocina y sobre todo organizar mi tiempo y comer rico con mi familia.

Aquí te dejo esta plantilla, sólo descarga el PDF e imprime.

Si la utilizas y te funciona, no dudes en mencionarnos en Instagram y ¡compartir!

MENU-SEMANAL-ygtm

…you got this mom!

2 años

2 años

Dos años de crecer juntas, de nacer, descubrirnos, conocernos y amarnos.

Hace dos años llegaste a nuestras vidas, y te confieso que me sentía responsable de enseñarte el mundo entero y me daba mucho miedo… de mostrarte un camino de vida, y hoy me doy cuenta que fue todo lo contrario.

Aprendimos juntas sobre la marcha, nos equivocamos muchas veces. Lloramos, reímos, bailamos y cantamos. Cada día que pasa en tu vida es un nuevo aprendizaje para ti y para mi también.

Cuando no sabes expresarte y empiezan los berrinches, para mi también es un berrinche interno de no saber como reaccionar contigo… a veces pierdo la paciencia, a veces me acuerdo que yo soy la adulta y trato de calmarme para después hacerlo contigo, a veces simplemente te observo y trato de comprenderte.

Cuando ríes y bailas, me enseñas lo simple que es la vida y lo fácil que es disfrutarla. Que no debemos pasar el tiempo preocupados por tonterías y disfrutar el presente.

Cuando lloras del cansancio y te consuelas en mis brazos, me haces sentir especial. Me llena de fuerza saber que soy la base en donde puedes sentirte tranquila y que mis abrazos te calman y te hacen sentir amada.

Cuando te veo jugar con tus juguetes, veo el poder de la imaginación y que no lo debemos de perder nunca. Veo esa inocencia que también vive en mi y me hace recordar lo bonito que es ver la vida llena de colores e imaginarme hasta lo imposible.

Cuando veo como miras a tu papá, con unos ojos llenos de emoción y amor, me hacen reafirmar lo mucho que lo amo y de que el sea tu protector para toda la vida. Antes te confieso, que me daba miedo que robaras su atención, pero hoy me llena el corazón ver ese amor y lazo que tienen… sin duda la mejor decisión que he tomado en mi vida.

Estos dos años he crecido siendo tu mamá, hemos crecido juntas y todavía nos falta mucho camino por recorrer, pero quiero que recuerdes que a tus dos años de edad, he aprendido más que en toda mi vida.

Sigamos disfrutando de este camino, aprendiendo y creciendo como familia. Te amo mi vida, feliz cumpleaños.

…you got this mom!

 

Mi amor por ti es para siempre

Mi amor por ti es para siempre

Mi amor por ti no se va. Te conviertes en hermana mayor, tal vez tienes miedos e inquietudes. ¿Como será ahora? ¿Compartiré a mamá? ¿Ya no seremos solo los tres?

Mi amor por ti es único. Cada hijo tiene algo diferente que enseñarle a su madre. Cada hijo es una muestra del amor mas puro y claro que existe.

Mi amor por ti es fuerza. Porque desde tenerte en mi panza, cargar contigo, mi fuerza física y mental ha crecido al mil por ciento. Porque cada día al levantarme nacen unas fuerzas de querer vivir al máximo y entregarte todo.

Mi amor por ti es sencillo. Amarte ha sido lo más fácil de mi vida, lo más natural y perfecto. Desde que te sentí, desde que te vi, desde que nos volvimos tu y yo madre e hija, todo ha sido sencillo.

Mi amor por ti es puro. Desde lo mas profundo de mi ser, esa pureza que hay en mi corazón es tuya. Todo lo que me haces sentir es puro y claro, no hay nada que le quite su color y transparencia.

Mi amor por ti crece. Todos los días te admiro mas, me sorprendes más y me llenas de satisfacciones enormes. Todos los días mi corazón crece al mil por ciento.

El amor por ti es único y es para siempre, y así será también para tu hermana… único en su propia perfección. El amor de una madre no se divide, se multiplica. Te amo a ti por convertirme en tu mamá, por enseñarme que puedo ser y crecer cada día mas. Te amo porque descubrí que soy una mujer diferente, y así tu hermana me enseñará otras cosas nuevas. Nuevas experiencias y retos, pero siempre creciendo juntas en amor.

Recuerda, siempre serás mi primer bebé… la que me enseñó el amor mas puro y perfecto, la que me enseño a ser mamá.

…you got this mom!

10 tips de lactancia por 10 mamás

10 tips de lactancia por 10 mamás

Para celebrar este año la semana mundial de lactancia, quise reunir para ti 10 tips por 10 mamás para ayudarte y acompañarte en este camino.

Sabemos que no es fácil, y muchas veces nos podemos llegar a desesperar y no entender como hacerlo, así que te dejo estos consejos por cada una de estas increíbles mamás que ya pasaron por esta etapa.

1. Comer sano – mantener una dieta balanceadaLACTANCIA-02

Todas absolutamente todas queremos regresar a nuestro peso como por arte de magia, lo cierto es que tú bebe necesita de los mejores nutrientes y si empiezas a contar calorías mientras das pecho la calidad de tu leche baja. Recuerda que es su momento 😍  — CINDY @ladymalinche

2. Tener tu banco de leche

LACTANCIA-04Somos seres humanos y es necesario y sano darnos un “break”, contar con leche materna almacenada te permite despegarte un ratito de tu bebé y él estará perfectamente alimentado.

Puedes empezar a almacenarla cuando tu bebé y tu ya estén perfectamente adaptados a la lactancia. Mi recomendación es al mes de nacido. — ALMA @hellomama.mx

3. La importancia de la succión

LACTANCIA-05

Para mejorar tu producción de leche, recuerda que todo lleva sutiempo, desde mi experiencia te puedo decir que no hay nada mejor que la succión de tu bebé, constante y con frecuencia, eso es lo que hará la diferencia. No olvides de beber mucha agua, seguir tomando tus vitaminas y confiar en ti, eso es muy importante.
— NAY
@madreneta

4. Paciencia

LACTANCIA-03Al principio es muy estresante la lactancia y mas cuando eres mamá primeriza. Es un mundo nuevo una vida dependiendo totalmente de nosotros pero lo importante es tener “paciencia”. Nosotros le transmitimos todo al bebe y eso muchas veces hace que también se estresen y se dificulte mas la succión. Busca opciones que te hagan sentir tranquila como buscar ayuda (familia, asesora de lactancia, etc). No eres la única muchas han pasado por esta etapa. Relájate, respira profundo y poco a poco se acostumbraran los dos y podrán experimentar la maravillosa conección que es la lactancia. —ADRIS @mama100porciento

5. Asesórate 

LACTANCIA-01

No tengas miedo de pedir ayuda, de ver videos de cómo es un buen agarre, de preguntar, preguntar y preguntar hasta estar completamente segura de cómo lo estás haciendo. Existen muchas asesoras de lactancia gratuitas, otras con costo y con una comunidad de apoyo que harán de este proceso algo mucho más sencillo y disfrutable, recuerda que todo esto cada día se hará mucho más sencillo y habitual. Pronto lo harás tan natural que no te vas acordar que batallaste. — NATALÍ @nataliruiz

6. Conoce sitios seguros de información accesible donde quiera que estes

H*E-lactancia Es una página de internet con Información de compatibilidad de diversos productos con la lactancia materna. Desde medicamentos hasta cosméticos y mucho más. Es un sitio seguro donde la información es brindada por especialistas, pediatras y farmacéuticos. Solo tienes que escribir en el buscador lo que quieres saber si es compatible con la lactancia y enseguida te arroja toda la información. — HAYDEE @mama.haydee

7. Sólo por hoy

fRecuerda que no estás sola, muchas hemos pasado por lo mismo. Sí hay días muy buenos y otros no tanto por eso te recomiendo decirte a tí misma “sólo por hoy”. No te presiones, todas queremos dar pecho hasta los 6 meses como mínimo pero ve poco a poco, ¡día a día! — FER @mamaentennis

8. Lleva una bitácora

LACTANCIA-06Para la mamá que va a iniciar un banco de leche llevar una bitácora te va a ayudar mucho. Ahí puedes apuntar cuantos litros de agua tomaste en el día, si tomaste tu vitamina, si tomaste algún suplemento, cuántas oz de extrajiste y a que hora. Hacer esto todo el mes, cada mes, te va a ayudar a darte cuenta que te hace mejor o peor día a día. Y así podrás corregir la cantidad de agua, modificar el suplemento, el alimento, etc. A mi me ayudo demasiado llevar un control para conocer mi cuerpo en la lactancia. — MAYELA @nextdoormom_

9. Conoce tus derechos

LACTANCIA-07Como mamá lactante tienes derecho a espacios dignos para amamantar y sacarte leche. Si trabajas en oficina, esta te debe de proporcionar un espacio agradable en donde puedas sacar y almacenar tu leche… así como el tiempo que necesitas para hacerlo. También en algunos aeropuertos, centros comerciales ya hay cuartos de lactancia, habilitados para eso. Búsca e infórmate.

Puedes dar pecho tapada o destapada en un lugar público, eso ya depende de ti y tus comodidades, pero nadie tiene derecho a decirte que te vayas de un lugar por estar amamantando a tu bebé. — LILY @yougothis_mom

10. Confía en ti, en tu cuerpo, en tu capacidad de amamantar

aEs un acto natural e instintivo. Si eres primeriza piensa en que tú y tu bebé aprenderán einiciarán juntos esta aventura, las primeras semanas son aprendizaje puro para ambos y puede que en algún momento te sientas agobiada, pero tranquila, no estás sola, recuerda que cada día es diferente, igual que cada bebe, así que por favor no te compares.

Por último, no mires el reloj. Descansa siempre que sea posible. La limpieza no importa, y sobre todo disfruta de las caricias y de la intimidad con tu bebé y nunca dudes de tu cuerpo, nacimos diseñadas para esto. ¡Tú puedes hacerlo! — AIRIN @airininaction

…you got this mom!

Real people. Real life.

Real people. Real life.

Vivimos en el boom de las comparaciones y todo esto es gracias a las redes sociales.

He notado que muchas podemos llegar a perder el interés de lo que estamos viviendo por ver la vida de alguien mas, y es un grave problema.

Es abrumador estar en constante comparación. Quiero dejarte estos pensamientos, con los que he reflexionado y me han ayudado a ser más feliz.

Entrega a los demás lo que quieres para ti

Si asi de sencillo, si quieres una vida feliz, tranquila, llena de agradecimientos… empieza por hacerlo tu. Ordena tu mente y entrega pensamientos y actitudes positivas a los demás. Todo regresa y que mejor que recibir cosas bonitas.

Compárate, pero contigo misma

Un ejercicio que me gusta mucho hacer es pensar en mi hace 5 años o incluso 6 meses, 1 año, escribir o pensar que estaba haciendo y en que he mejorado y que podría hacer diferente. Voltéate a ver a ti… no a los demás.

Analiza la información

Infórmate y con eso, agarra lo que te funciona y lo que no. Estamos en la época donde hay información por todos lados y es algo súper bueno pero muchas veces nos abrumamos con tanto y es mejor aprender a discernir y tomar sólo que necesitamos.

Conversaciones reales

¿Te ha pasado que cuando te juntas con amig@s de lo único que hablan es de algún influencer o alguien famoso? Uff, esto es algo que pasa muy seguido. Estamos tan metidos en esas “vidas” que duran 12 segundos, y nos olvidamos de hablar de lo que verdaderamente importa.

Hace poco nos juntamos algunas amigas, estuvimos horas hablando de temas superficiales, hasta que en un silencio una le preguntó a otra que como estaba y se arrancó llorando. Evidentemente estaba pasando por situaciones difíciles y NADIE se había dado cuenta ni preocupado por preguntar. Creo que es fundamental primero preguntar, acompañar y hablar de temas que les preocupan y están sucediendo en VIDA REAL.

Sigue a personas que te aporten algo positivo

Cada día hay nuevos influencers, nuevas opiniones, entretenimiento, etc. Analiza y piensa por un momento, quienes son personas que aportan a tu vida y si alguna de ellas te causa ansiedad o sentimientos negativos hacia tu vida… bye bye!

Escribe

Ya saben que yo soy fan de esto, y si no lo practicas, te lo recomiendo muchísimo. Puede ser en una libreta, tu celular, laptop, un blog… lo que sea pero escribe cada vez que lo necesites. Llevar tus pensamientos a palabras ayuda a hacer mas real lo que sientes y puedes trabajar en ello.

Todo esto lo comparto porque tiene un fin. Quiero comenzar a vivir mas en el presente, en lo real, en aceptar y validar mis emociones, en crear un espacio donde se hablen de cosas reales y hacer a un lado lo superficial.

Nuestra vida es un regalo, lleno de lecciones, aprendizajes y milagros. Veamos lo que está enfrente de nosotros y no en una pantalla.

… you got this mom!

Ser hija, ser mamá

Ser hija, ser mamá

Hoy día de las madres me he puesto a reflexionar un poco sobre la maternidad y el corto camino que llevo siéndolo.

Tengo 27 años de los cuales, 1 año 7 meses los he vivido como mamá, pero los 27 completos como hija de una madre excepcional.

Recuerdo mi niñez, de como veía a mi mamá hacia arriba, como sentía esa tranquilidad cuando estaba cerca de mi y me preparaba algo delicioso de comer. Ella era mi mayor admiración, jamás se iba a equivocar y sabía que hacer en toda situación.

Ante cualquier problema ella nos decía “ríete ca…” (si, mi mamá es un poco maldicienta jiji) y siempre nos hizo ver todo con mas tranquilidad, burlas y risas.

Hoy siendo mamá, me doy cuenta como ella no siempre tuvo la razón, no siempre supo que hacer, ni que cocinar… ella probablemente no tenía idea de lo que estaba haciendo, pero todo lo hizo con amor.

A los pocos días de convertirme en mamá, lo primero que hice fue llorar con ella y decirle “¿como le hiciste?” Y es que el amor de una madre no se puede dimensionar hasta que lo vives en carne propia. Yo no sabía lo mucho que me amaba mi mamá hasta ahora, porque obviamente lo sabía, pero no con esta realidad que tengo ahora… sintiéndolo en cada parte de mi.

Gracias mamá por amarme tanto, gracias por tus consejos, por acompañarme, nunca por delante si no a mi lado, enseñándome tanto.

Gracias por hacerme tu hija, que ahora se ha convertido en madre.

…you got this mom!

Aquí les dejo el video completo que hice para ustedes este día de las madres. Gracias a todas las que colaboraron ♥️